EE.UU.:A diez años del atentado del 11 de septiembre

El 11 de septiembre de 2001, dos aviones se estrellaron contra las Torres Gemelas en Nueva York, provocando las muerte de 3.000 personas. A una década del mayor atentado terrorista contra Estados Unidos, el actual presidente Barack Obama, y el exmandatario George Bush, encabezan los homenajes a las víctimas.

Entre las 8.46 y las 10.28 de la mañana del 11 de septiembre de 2001, es decir en menos de dos horas, las Torres Gemelas del World Trade Center de Nueva York quedaron reducidas a un amasijo de acero retorcido y fuego, mientras una parte del Pentágono era destrozada por otro avión, con un saldo de unos 3.000 muertos.

A las 05.45 Mohammed Atta y Abdulaziz al-Omari pasan el control de seguridad del aeropuerto de Portland en Maine (noroeste) y viajan a Boston, donde efectuarán la conexión con el vuelo 11 de American Airlines con destino a los Angeles.

Durante la siguiente hora y media, otros 17 secuestradores hacen lo mismo y abordan sus vuelos, armados con cuchillos que no son detectados por ningún scanner.

El vuelo 11 de American Airlines despega a las 07.59, justo en el momento en que se abre una conferencia en el Windows on the World, el bar en el último piso del World Trade Center en Nueva York.

En los siguientes veinte minutos despegan el vuelo 175 de United Airlines y el vuelo 77 de American Airlines del aeropuerto de Washington. A las 08H42, parte del aeropuerto de Newark (Nueva Jersey) el cuarto de los aviones que sería secuestrado, el vuelo 93 de United Airlines.

A las 08.19, dos azafatas del vuelo 11 dicen a los controladores aéreos que piensan que el avión ha sido secuestrado.

El FBI es alertado y a las 08.37 la fuerza aérea envía aviones caza para seguir al vuelo 11. Sin embargo, ya es demasiado tarde.
A las 08.46, el vuelo 11 se incrusta en la parte superior de la Torre Norte del World Trade Center, dejando un inmenso agujero del que salen fuego y humo.

Los bomberos y la policía de Nueva York se lanzan a través de Manhattan. La gente en la segunda de las Torres Gemelas recibe la instrucción de quedarse. Luego, a las 09.02, se les da la orden de evacuar. Pero otra vez es demasiado tarde.

Apenas un minuto más tarde, a las 09.03, el vuelo 175 se estrella entre los pisos 77 y 85 de la Torre Sur. En los minutos que siguen, mucha gente salta a su muerte desde las Torres Gemelas.

En Florida, el presidente estadounidense George W. Bush está a punto de leer el libro infantil “The Pet Goat” (La cabra mascota) a los chicos de una escuela primaria.
Bush ya había sido informado del primer avión, cuando muchos creían que se trataba de un accidente.
Pero a las 09.05 uno de sus asistentes, Andrew Card, se acerca y le cuenta en voz baja al oído la noticia del segundo avión. “Estados Unidos está siendo atacado”, dice.

Miles de voluntarios corren hacia las torres en llamas y miles de oficinistas escapan. En Washington, el vicepresidente Dick Cheney es evacuado de su oficina en la Casa Blanca y trasladado a un búnker. Un minuto más tarde, a las 09.37, el vuelo 77 se estrella contra el lado oeste del Pentágono.

“Al principio pensé que había estallado la máquina del fax. Después me di cuenta que no era yo. Olí gasolina”, recuerda un contador del edificio, citado en el memorial del 11 de septiembre en Nueva York.

A las 09.42 todos los vuelos en el espacio aéreo estadounidense están en tierra y tres minutos más tarde se evacúan la Casa Blanca y el Congreso.

A las 09.59 la Torre Sur del World Trade Center colapsa, matando a cientos de trabajadores que no habían podido salir, así como a rescatistas que habían entrado al edificio o se encontraban en sus cercanías.

La Torre Norte se desploma a las 10.28, matando a unas 1.400 personas en cuestión de segundos. El desastre es transmitido en directo al mundo entero por la mayoría de los canales de televisión.

Entre tanto, el vuelo 93 se estrella en el campo en Pennsylvania a las 10.03.

Muchos creen que el cuarto avión secuestrado tenía como objetivo Washington. Pero los pasajeros se dieron cuenta de lo que estaba ocurriendo gracias a llamados telefónicos y se cree que algunos lograron controlar a los terroristas.

“Junta a algunas personas y hagan todo lo posible para tomar control del avión”, dijo la madre deMark Binghama su hijo tras darle noticias de los otros secuestros.
En las siguientes horas comenzará una impresionante búsqueda y una vasta tarea de rescate en el apocalíptico escenario del sur de Mahattan.

Bush se dirige a la nación a las 20.30 y declara la “guerra contra el terrorismo”.

HOMENAJES:

El presidente de los Estados Unidos y el ex mandatario George W. Bush participarán del homenaje en la Zona Cero en medio de controles extremos ante una nueva amenaza terrorista.

Como en cada aniversario, cuatro minutos de silencio marcarán el domingo -a las 08:46, a las 09:03, a las 09:59 y a las 10:28- los momentos cuando los dos aviones de línea impactaron en las torres del World Trade Center y la hora en la cual se derrumbaron. También se leerán los nombres de los casi 3.000 muertos.

Las familias de las víctimas asistirán luego a la inauguración del Memorial del 11 de Septiembre, por fin terminado luego de cinco años de trabajos.

Este espacio paisajístico de tres hectáreas, donde se plantaron más de 200 robles, alberga dos grandes estanques con cascadas, ubicados en el lugar exacto donde se levantaban las Torres Gemelas.

El nombre de cada muerto está inscripto sobre sus brocales. Alrededor, el sitio devastado por los atentados permanece aún en construcción.

 

Be the first to comment

Leave a comment

Your email address will not be published.


*