Candela: El final más triste, el que no queríamos…

Estaba en una bolsa en el acceso Oeste. Allí, frente a Scioli, la mamá dijo: “Me mataron a mi hija, por Dios”. En el lugar estaban también el ministro Casal y peritos de la Policía. Según el fiscal general de Morón, Federico Nieva Woodgate, el cuerpo estaba desnudo y con “la cara destrozada”. La chica había sido secuestrada hace 10 días de la esquina de su casa en Hurlingham.

Candela Sol Rodriguez

Finalmente ocurrió lo que tanto se temía. Candela Sol Rodríguez, la nena de 11 años que desapareció hace diez días cuando salió de casa de Hurlingham para juntarse con unas amigas, apareció muerta dentro de una bolsa a a unos 100 metros del cruce con la avenida Vergara, en el acceso Oeste, le confirmaron  fuentes del caso a periodistas de diversos medios que se encontraban  presentes en ese momento.

Carola Labrador, la madre de la nena, reconoció al cuerpo de Candela frente que al gobernador Daniel Scioli, el ministro de Seguridad de la provincia, Ricardo Casal, y los peritos presentes en el lugar. “Me mataron a mi hija, por Dios”, gritó llorando. En ese momento, la policía la alejó del lugar para tranquilizarla.

Por el momento, siguen las investigaciones para determinar la identidad de los autores de tan escalofriante crímen, del que quedan muchas dudas y del que habría nuevas pistas incriminantes.

 

Be the first to comment

Leave a comment

Your email address will not be published.


*