La Ciudad se suma a ”La Hora del Planeta”

Con el objetivo de realizar un llamado de atención sobre las consecuencias del cambio climático en el Mundo, el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires apagará el próximo sábado 27 de marzo, de 20.30 a 21.30, la iluminación de monumentos y edificios emblemáticos porteños como el Obelisco, sumándose a la iniciativa de la World Wildlife Foundation “La Hora del Planeta”.

Asimismo, el Gobierno porteño convoca a vecinos, empresas y organizaciones a unirse a este apagón simbólico, que se realizará en más de 4000 ciudades y que en la Argentina estará coordinado por la Fundación Vida Silvestre.

En la carta de adhesión a la iniciativa, el jefe de Gobierno de la Ciudad, Mauricio Macri, declaró que “la Ciudad de Buenos Aires reafirma permanentemente su compromiso con la problemática del cambio climático, a través de la implementación de diversos programas y proyectos y de su participación en redes y foros internacionales sobre la temática”.

La presidenta de la Agencia de Protección Ambiental porteña, Graciela Gerola, destacó que “Buenos Aires fue la primera ciudad del país en tener un Plan de Acción de Cambio Climático”.

El proyecto fue presentado por Macri en la Conferencia de las Partes (COP 15) realizada en Copenhague en diciembre de 2009.

La Hora del Planeta surgió en Sydney, Australia, en 2007 y entonces convocó a dos millones de personas como llamado de atención a gobernantes y pueblos de que se requiere adoptar medidas profundas y urgentes para detener el cambio climático, que podría acarrear graves consecuencias a la humanidad en un futuro cercano.

Al año siguiente más de 50 millones de personas en 400 ciudades apagaron sus luces y algunos de sus principales íconos se oscurecieron, como la Opera de Sidney, el Coliseo de Roma, el City Hall de Londres, el Empire State de Nueva York, la Torre de Sears de Chicago, el Golden Gate de San Francisco y el Obelisco de Buenos Aires.

A su vez, más de siete millones de usuarios visitaron el sitio www.earthhour.org y más de 2000 empresas apoyaron y participaron de la iniciativa.

En el 2009 fueron cerca de mil millones de personas en más de 4000 ciudades de 87 países las que apagaron sus luces.

Se sumaron en la ocasión la Torre Eiffel, la Basílica de San Pedro de Ciudad del Vaticano, el Big Ben y las Cámaras del Parlamento de Londres, las Grandes Pirámides de Giza, el Partenón de Atenas, la estatua del Cristo Redentor de Río de Janeiro, el Ángel de Independencia en México y los edificios de Chrysler de Nueva York.

Be the first to comment

Leave a comment

Your email address will not be published.


*